Medio Ambiente

RSS

Las zonas turísticas de Arona reducirán la intensidad de la luz nocturna para ayudar a las pardelas a llegar al mar

25/10/2017 13:20

|

La campaña ‘Apaguáñame la luz’ incluye acciones informativas con las empresas del sector y un protocolo de actuación para la recogida de los juveniles de esta ave marina.

Arona es el municipio de la Isla en el que más caídas se registran en estas fechas, en las que los ejemplares inician el abandono del nido, con 621 individuos en 2016.

La Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Arona, que dirige Yurena García, ha puesto en marcha una campaña para reducir el número de ejemplares juveniles de pardela cenicienta que, en estas fechas, abandonan el nido y que, en su primer vuelo hacia el mar, son deslumbrados por la iluminación de las ciudades, especialmente en los núcleos turísticos, y caen desorientados. Con este fin, el municipio reducirá la intensidad de la iluminación nocturna en las zonas comerciales, apagará las instalaciones deportivas a partir de las 22:00 horas y, además de una campaña informativa sobre los protocolos de actuación entre la ciudadanía y visitantes, hoy celebra una reunión con los representantes del sector hotelero para informarles del programa y que se sumen a la iniciativa.

La Pardela Cenicienta (Calonectris diomedea) figura en el Libro Rojo de las Aves de España como Vulnerable y, en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas, como "De interés especial". Esta especie, que solo acude a la costa para reproducirse, ha elegido las Islas Canarias como lugar de cría y, concretamente, en los acantilados, barrancos y medianías de todo Tenerife, con destacadas colonias de cría en las zonas del Sur.

Entre octubre y noviembre, llega en la época en la que la especie es más vulnerable, la fase de su ciclo biológico donde las crías jóvenes abandonan el nido y, debido a la concentración urbana en la costa, se deslumbran por la iluminación y desorientan. Muchas caen y sufren daños, de modo que, si no se las encuentra, pueden perecer atropelladas, atacadas por perros y gatos o morir por falta de alimento.

Un 80% de los juveniles que caen deslumbrados en Tenerife se encuentran en Arona, Adeje, Guía de Isora y Santiago del Teide, coincidiendo con las zonas costeras y núcleos turísticos. Con 621 aves rescatadas en 2016, Arona es el municipio de Tenerife con más casos, en gran medida, gracias a su protocolo de actuación y recuperación, "que cuenta con un alto apoyo y concienciación ciudadana".

Así lo explica Yurena García, quien valora que "para contribuir con la conservación de las aves marinas, como la Pardela Cenicienta, y trabajar en la raíz del problema, debemos realizar otras acciones más allá de la recogida de las aves accidentadas. Por ello, hemos diseñado esta campaña, conjuntamente con instituciones, biólogos y asociaciones, con acciones temporales que buscan evitar que los juveniles caigan en su primer vuelo, como la reducción de las luces en un porcentaje que garantice la iluminación viaria y la seguridad, pero también a largo mediante luminarias que reduzcan la contaminación lumínica".

Con este fin y en estas fechas, la intensidad de las luces en las zonas turísticas y comerciales se reducirá en un 40% a partir de la medianoche. Además, se han realizado diversas acciones formativas con los representantes del sector turístico y hoy (25 de octubre), en la sala de conferencias cedida por el Arona Gran Hotel (colaborador de la campaña), se celebra una reunión con todos los hoteles del municipio, en la que un grupo de expertos les explicarán los detalles de la campaña y darán a conocer el protocolo de actuación en caso de encontrar pardelas en los recintos hoteleros.

En esta reunión, para la que se ha contado con la colaboración de Excelencia Turística de Tenerife, se les entregará cartelería, en español e inglés, para que la coloquen en las instalaciones hoteleras y así se pueda informar y concienciar a los clientes. Además, se les solicitará su colaboración para el apagado de luces o bajada de iluminación en las zonas exteriores de los hoteles, para reducir así la accidentalidad de las aves.

Suelta de pardelas

Al finalizar la reunión, habrá una suelta de pardelas en la playa del callao con la colaboración de Fauna Silvestre, una acción que se repetirá este sábado en la escuela municipal de surf de Playa de Las Américas.

El Ayuntamiento procederá al apagado de las luces de los centros deportivos y campos de fútbol del municipio, incluido el estadio Antonio Domínguez y su anexo, a partir de las 22:00 horas.

Además, los desarrolladores de toda esta campaña, Rumbo Ziday, han mantenido reuniones formativas con los informadores turísticos de Arona, para que conozcan los detalles de la campaña y puedan explicar a los residentes y turistas que transitan por los paseos y zonas turísticas cómo actuar si encuentran un ejemplar. También se están realizando sesiones informativas en las escuelas de deportes náuticos de Arona y reparto de cartelería en centros escolares o deportivos.

Cómo actuar

La concejal recuerda que Arona cuenta con un protocolo de recogida que se desarrolla en colaboración con el Área de Medio Ambiente del Cabildo de Tenerife, el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre, ADAE Protección Civil de Arona y numerosas entidades y áreas municipales, como Seo-Bird Life, Rumbo ZIDAY, Excelencia Turística de Tenerife o Atina con el Medio Ambiente.

¿Qué se debe hacer si se encuentra una pardela herida o en el suelo? Lo primero es introducirla en una caja con agujeros, no darle de comer ni de beber y llamar al 112, donde se le asesorará del sitio para entregar el ave o enviarán a alguien a recogerla. También puede entregarse directamente en la Policía Local o en Protección Civil. Seguidamente, personal del centro de recuperación de fauna silvestre La Tahonilla recoge al ave y la traslada al centro para una revisión veterinaria.

Fecha última modificación: miércoles 25 de octubre de 2017